Ciudades conectadas con trenes de alta velocidad



Los desplazamientos en tren son un atractivo más de cualquier viaje. Las míticas máquinas de vapor abriéndose paso entre montañas, atravesando puentes por encima de ríos, forman parte del imaginario popular. Los trenes de alta velocidad (TAV) catalanes han recogido esta esencia romántica y la han modernizado. ¿Cómo? No hay vapor, pero los 'travellings' a través de paisajes espectaculares se mantienen y el tiempo de los trayectos se ha acortado considerablemente. Descubre Cataluña en tren.

Ciudades AVE catalanas
Para coger un tren de alta velocidad solamente hace falta que te acerques a alguna de las Ciudades AVE de Cataluña, que forman parte de la red ferroviaria española de alta velocidad. Son cinco: Barcelona, Lleida, Tarragona-Reus, Girona y Figueres-Vilafant. Están conectadas con las principales capitales españolas y son tu puerta de entrada más rápida a Europa.

Rapidez y accesibilidad entre las Ciudades AVE
El tren de alta velocidad comunica las principales capitales europeas en tiempo récord. Por ejemplo, Barcelona y Girona están a menos de 40 minutos, de Barcelona a Lleida tienes una hora de trayecto, mientras que a París llegas en poco más de 6 horas des de la capital catalana. Estas son sólo algunas muestras de las interconexiones que te proporcionan las Ciudades AVE.

Los días se alargan cuando te mueves en tren de alta velocidad
A todas estas ventajas tienes que sumarle la elevada frecuencia de paso de los trenes de alta velocidad. Puedes levantarte a las nueve de la mañana en Tarragona, descubrir tranquilamente los restos romanos, comer un buen arroz a pie de playa, coger un tren de alta velocidad a las cuatro de la tarde y plantarte en menos de 40 minutos en Barcelona. Todavía te quedará toda la tarde para visitar la Sagrada Familia o hacer un poco de 'shopping', tú decides.

Cuando visites Cataluña en tren, comprobarás como las distancias de los trayectos se acortan.

El tren de alta velocidad comunica las Ciudades AVE entre ellas y con las principales capitales europeas en tiempo récord.




Ex. Barcelona, Gelida